El regreso de un Loco


Alejandro Melo, volante de 20 años, acordó un préstamo por seis meses sin cargo y sin opción de compra y se convirtió en el décimo refuerzo de Nueva Chicago. Llega desde San Lorenzo de Almagro y por la mañana se sumó a la pretemporada con sus nuevos compañeros. Por lo tanto, el club de Mataderos se retirará del mercado de pases.

Luego de la incertidumbre que se generó con su futuro, el técnico de San Lorenzo, Pablo Guede, liberó al Loco Melo y es por eso que jugará en Chicago los próximos seis meses. El Ciclón lo cedió, ya que posee el 80 por ciento de su pase, el cual compró a mediados de 2014 por 400 mil dólares.

Sólo pasaron tres años desde el debut de Melo en Primera. Fue en la B Metropolitana y con la camiseta verdinegra de Chicago. Sólo tenía 17 años pero aquello le bastó para convertirse en una pieza clave en el ascenso del Torito a la B Nacional. A pesar de ser oriundo de San Justo, hoy se encuentra nuevamente en su casa para darle una mano al cuadro de sus amores y aportar un granito de arena para el sueño del ascenso.

El mediocampista disputó 34 partidos con el Verde entre 2013 y 2014 y convirtió 4 goles. Después pasó a San Lorenzo pero fue cedido a Sarmiento de Junín por no ser tenido en cuenta por el técnico Edgardo Bauza. Este año volvió al equipo de Boedo y, a pesar de haber jugado algunos minutos en el partido contra Independiente por el torneo de verano, no disponía de mucho lugar.

Se suma a las incoporaciones de Maximiliano Brito, Claudio Guerra, Mauro Gamarra, Axel Juárez, Federico Fattori, Alan Schonfeld, Gonzalo García, Matías Valdéz y Carlos Marques Semeao. Chicago continúa la puesta a punto a ocho días del arranque del torneo y cabe destacar que Christian Gómez y Ariel Escalada se sumaron al grupo luego de haber trabajado diferenciados. A su vez, el paraguayo Samuel Cáceres volvió a ausentarse. 

Por Guido Volpe / @Guido_Volpe
Foto: Gente de Chicago
Compartir en Google Plus

Guido Volpe