Un cambio urgente



Gimnasia y Esgrima, de paupérrima campaña, terminó un campeonato para el olvido, donde no lo acompañaron los resultados ni el juego, sumado a todo esto los jugadores no estuvieron a la altura de las circunstancia. Además, el público no acompañó a un Lobo que si no cambia de imagen, va en declive.

Los jujeños no tuvieron una buena participación en el torneo pasado, terminaron en los últimos puestos, salieron décimo octavos de 23 de equipos, una decepción. En la primera parte de la competición, Mario Sciacqua (hoy en Olimpo de Bahía Blanca) estuvo al frente del primer equipo, donde no encontró el juego, ni los resultados y se terminó yendo a falta de tres fechas para que finalice el año. Los números de Sciacqua: disputó 17 encuentros, donde ganó cuatro partidos, empató nueve y sufrió cuatro derrotas. Sacó 21 de 51 puntos en juego (41% de efectividad).

Tras el alejamiento de Sciacqua, vino Fernando Gamboa, que agarró el equipo en los últimos tres partidos del 2016  y los perdió. Tras una larga preparación para la reanudación del torneo, en marzo fue a Tucumán y fue categóricamente derrotado ante San Martín por 3 a 0, luego cayó ante All Boys en Floresta y empezó el año perdiendo de forma consecutiva. Gamboa nunca le pudo encontrar la vuelta al equipo que sufrió con las suspensiones y lesiones, se terminó yendo a falta de una fecha. Sus números: disputó 27 encuentros, de los que ganó siete partidos, empato siete y sufrió trece derrotas. Sacó 28 de 81 puntos en juegos (34% de efectividad).

Los más regulares: Maximiliano Cavallotti, Sergio Ojeda, Luis Vila y Alejandro Frezzotti, casualmente tres de ellos tendrán la oportunidad de jugar en Primera, mientras que Frezzotti buscará revancha en el Lobo. Cavallotti, el arquero, jugó los 44 encuentros. No faltó nunca, fue clave en varios partidos. Sin él, Gimnasia hubiese sido goleado en más de una oportunidad, ahora defenderá los colores de Argentinos Jrs.

El Bocha Ojeda, el central, fue uno de los puntos más altos en una defensa endeble, él estuvo firme. Jugará en Olimpo de Bahía Blanca. El Tanque Vila fue el goleador del equipo con 11 tantos, las peleó todas arriba. Ahora compartirá vestuarios con el Bocha.

El Topa Frezzotti fue el que más, corrió, jugó, metió y recuperó en el medio, muchas veces jugó solo en la mitad de la cancha. Renovó con el club Albiceleste y buscará dar vuelta la historia.

Párrafo aparte para los dirigentes, que no estuvieron a la altura de un club tan grande como lo es Gimnasia y Esgrima. Nunca estuvieron del lado del hincha, no hicieron nada para incorporar socios, en todo el torneo se vio tribunas vacías. Las peleas entre las distintas facciones de barrabravas alejaron al poco público que se acercaba a ver un partido de fútbol. Las desacertadas elecciones de jugadores fueron clave en la pobre campaña realizada.

Un ejemplo es Alejandro Noriega, que no rindió y se terminó yendo a mitad de torneo a  Douglas Haig, que luego descendió. El otro caso es el de Cristian García que se sumó a principio de año y los directivos terminaron echandolo por el flojo rendimiento. También se puede mencionar a  David Distéfano, que estuvo cuatro meses sin jugar por no estar habilitado por FIFA por ser un pase internacional (vino del Blooming). En la cancha no demostró nada, le quedan seis meses de contrato.

En la presentación de Martín Astudillo como DT de los jujeños, los dirigentes prometieron ocho refuerzos de jerarquía para volver a ser un equipo grande y pelear por el ascenso. Al día de la fecha no hay ningún nombre nuevo, mientras todos los equipos se refuerzan.

El Albiceleste arrancará la pretemporada -por ahora- sin caras nuevas. El sábado 12 es la fecha en el que dará inicio la preparación para el torneo venidero. Astudillo podrá contar con Sebastián Sánchez, Carlos De Giorgi, Ignacio Sanabria y Frezzotti, quienes renovaron el vínculo con la institución jujeña.

Mientras que los jugadores que seguirán en Gimnasia son: Juan José Arraya, Leonardo Ferreyra, Gonzalo Nazario, Ulises Virreyra, Mauro Buono, Luis Casarino, Enzo Serrano, Lucas Petrich, Rodrigo Morales, David Distéfano y Agustín Sufi, ya que pertenecen al club.

El cuerpo técnico está conformado por:  Martín Astudillo (DT), Sergio Aldunate (AC), Fernando Denier (PF1), Matías Guiñazu (PF2) y Oscar Molina (EA).

¿Podrá Astudillo cambiar la imagen de Gimnasia?

Edición: Joaquín Bertone.
Foto: GyEJujuy Blog. 

Compartir en Google Plus

tato jujuy