Pablo Richetti: "Estamos con incertidumbre de lo que va a pasar"


Transcurridos casi dos meses de la cuarentena obligatoria a raíz de la pandemia del coronavirus, la pelota sigue detenida y parece no volver a rodar en el corto plazo. Pablo Richetti, entrenador de Santamarina, dialogó con BN Partidos y brindó sus sensaciones sobre la situación. 

El ex-jugador con paso en River Plate, Valladolid y FC Dallas, entre otros, contó como está llevando la cuarentena: "La situación la veo complicada, no la veo fácil. Estamos cumpliendo con la normativa, obviamente cada uno en su casa sin salir y tomando todas las precauciones".

En relación a Santamarina y los entrenamientos comentó: "Dentro del club lo que hacemos es que el profe prepare rutinas personalizadas de acuerdo al espacio que cada uno tiene y a los recursos y medios que dispongan. El profe y uno de mis asistentes están siempre en contacto con los jugadores mediante un grupo de whatsapp en el que prefiero no estar. Generalmente dos veces por semana, según la necesidad a veces mas o a veces menos, hacemos una reunión grupal por zoom con todos los que quieran entrar para charlar un rato e ir compartir información y las cosas que hacen para que no se sientan solos".

Por último, opinó sobre la situación del torneo, los clubes y los jugadores: "Los clubes por un lado están buscando salvaguardarse económicamente y que esto golpee lo menor posible, aunque seguramente golpeará y bastante. Por otro lado esta el tema de los jugadores que imagino que no van a aceptar tan fácilmente que no haya descensos y que no se juegue por nada porque muchos jugadores que quedan sin contrato no van a encontrar club, los clubes van a empezar a apostar por los chicos y entonces va a haber muchos jugadores que se van a quedar sin club. Me imagino que agremiados sobre ese tema estará trabajando, así que no se como lo van a resolver y en que va a terminar. Estamos todos esperando, con la incertidumbre lógica, a ver que va a pasar y que se va a definir".

Por Mateo Stagnoli / @mateostagg
Foto: El eco de Tandil.
Compartir en Google Plus

Mateo Stagnoli